Antifascismo contra Hitler, Pinochet, Franco, Hitler

¿Qué es el movimiento Antifa y por qué Trump lo declara terrorista?

«Antifa» es la manera en que se conoce a las organizaciones antifascistas en cualquier lugar del mundo. En la historia de la humanidad, pocos movimientos han enfrentado más enemigos que esas organizaciones, algo paradójico si sabemos que están contra el racismo, el nazismo, el fascismo, la represión, tortura y desapariciones por diferencias de pensamiento o ideología… es decir, se oponen tanto a estados como a organizaciones o movimientos que impulsan esas acciones, consideradas características del fascismo.

¿Qué es el movimiento Antifa y por qué Trump lo declara terrorista?

Qué es el antifascismo y por qué Trump los declara terroristas

El movimiento antifa es la resistencia dentro de varios pueblos a gobiernos, organizaciones o grupos que comparten las líneas represivas de Hitler, Mussolini, Franco, Pinochet, caracterizados por reprimir a la disidencia u oposición Clic para tuitear. Hay cierta confusión porque en algún momento se quiso encuadrar al fascismo exclusivamente como un sistema de gobierno y no es así, el fascismo es característica en varios gobiernos de ultraderecha pero también en organizaciones, grupos de choque incluso. De hecho, las medidas que caracterizaron la subida del fascismo en Italia al gobierno, las mostraron mucho antes de tomar el poder en el país.

 

La razón de que los movimientos Antifa tengan tantos enemigos tiene mucho que ver con la confrontación que vemos hace casi un siglo en Europa: La ultraderecha o el fascismo representado en Hitler, Franco o Mussolini pero sobre todo, en sus seguidores en el tiempo, partidos que comparten sus ideas (aunque algunos lo disfracen por razones obvias) y del otro lado los antifa.

¿Por qué son atacados los grupos antifa?

Pensemos en dos escenarios:

  1. Imaginemos al franquismo en pleno apogeo, masacrando inocentes. En esos momentos los antifa se le enfrentan y al defender a un pueblo de semejante dictadura, cuentan con mucho apoyo popular.
  2. Veamos ahora HOY, año 2020, un gobierno de ultraderecha en Madrid que ha decidido borrar los nombres de miles de fusilados por el franquismo, en un espacio que servía como homenaje al pueblo que resistió la dictadura y en rechazo al fascismo. Los antifa nuevamente se oponen a esta acción de defensa del fascismo, del mismo modo que se opusieron en el momento mismo de aquellos fusilamientos.

Movimientos Antifa en EEUU  En ambos escenarios hay una política contra el pueblo, defendiendo la represión y la dictadura, pero en el último caso, los antifa serán señalados como alborotadores, violentos, desadaptados e incluso, en un alarde de cinismo, algunos fascistas acusarán a los antifa de ser los fascistas por protestar con fuerza ante tal acción. Esta proyección, acusar a los antifa, de fascistas, es algo muy común en Europa, donde la ultraderecha ha intentado y hecho de todo para alterar los conceptos y tratar de reescribir la historia.

¿Los antifa son comunistas?

No están obligados a serlo, lo que sí es 100% seguro es que todo comunista es antifascista. Debe entenderse que un antifa es un ciudadano común, si usted no aprueba la satanización del adversario hasta el extremo de dar por hecho que no merece participar en la vida política y más allá, que no merece vivir, si usted está en contra del racismo y la discriminación que conduce a la opresión y la muerte, usted es antifascista. Así de sencillo. No hay que tener una profunda formación ideológica, los comunistas estudian el marxismo y tienen su sistema de formación, un antifascista es cualquiera que esté contra el fascismo. Más claro: Un demócrata es en esencia antifascista. Clic para tuitear

 

La razón por la que los antifa son vinculados al comunismo es porque los regímenes fascistas siempre ven en los comunistas un enemigo, por la organización de la resistencia que suelen tener ante cualquier dictadura. No es una sorpresa entonces que Hitler, Pinochet, Mussolini, Franco y otros criminales dictadores persiguieran con saña a los comunistas en sus respectivos países y áreas de influencia.

 

Siendo el antifascismo una bandera popular con mucho peso contra ese tipo de dictaduras, estas usan aquella táctica de Goebbels de crear un enemigo común, donde todo el que se le opone forma una sola masa. Además, hay una gigantesca propaganda histórica contra el comunismo, al mezclar a los comunistas y los antifa como una sola cosa, se busca aprovechar esa propaganda para que todo el que ha sido convencido por los panfletos anticomunistas en la historia, traslade la imagen negativa del comunismo a los antifa.

Cualquier movimiento que defienda a las minorías maltratadas es un movimiento antifascista. Con esto debe quedar claro otro punto: Los Antifa en EEUU, España, Latinoamérica, en ningún lugar del mundo son un club u organización limitada. Todo ciudadano que comparta su ideal contra el racismo, la persecución y opresión, es antifa.

Antifascismo contra Hitler, Pinochet, Franco, Hitler

¿Por qué Trump dice que declara al movimiento antifa como organización terrorista?

Es una táctica, una muy pesada de disuasión psicológica, pero también un camino para la represión y el uso del aparataje de inteligencia contra personas clave en algunas organizaciones de resistencia. Para nadie es un secreto que cuando EEUU habla de declarar a una organización terrorista, se atribuye el derecho de tomar acciones armadas contra ese país u organización. Esa relación busca generar temor e ir calmando las protestas sobre la base de las posibles acciones de las fuerzas de EEUU contra las mismas, ya que Trump habla de Antifa en su tuit, y antifa son todos los que rechazan los asesinatos de afroamericanos, desarmados, por la policía en EEUU, es decir, la mayoría del país.

Trump lo sabe, quiere meter miedo a todo el que proteste pero a la vez, esto abre las puertas a una persecución y represión real contra cualquier persona que consideren «peligroso», ya que al declarar terrorista a todo el movimiento, le permitiría actuar contra algunos de manera puntual sin límites.

 

Ultraderecha y fascismo

Los grupos actuales de ultraderecha suelen representar una línea de defensa del fascismo, pero debe entenderse que son exactamente eso, una línea de defensa, no son el fascismo en sí, que representa una herramienta clave para la ultraderecha capitalista mantenerse en el poder cuando las contradicciones ideológicas empiezan a sentirse en el pueblo y el malestar general gana espacios.

El fascismo existe hoy como existía cuando Mussolini gobernaba Italia, no es un tema del pasado, han mejorado y adaptado sus acciones, por ello no siempre necesitarán atacar de manera directa a sus enemigos (aunque en muchos lugares lo sigan haciendo), si pueden anular su imagen, satanizarlo e incluso conseguir condenarlo públicamente a través de otros medios, lo harán, Trump lo acaba de hacer, dando una muestra de una medida que representa un ataque fascista, aunque de manera directa no implique una acción física.

Para quien no lo tenga claro, el antifascismo es enemigo natural de todas las dictaduras y grupos racistas, violentos... si alguien considera a eso terrorismo, es porque es fascista. Clic para tuitear

El antifascismo en la mira

Con la acción de Trump declarando terroristas a los antifa, se demuestra algo que se ha advertido desde hace años, el antifascismo es molesto al gran capital, a la ultraderecha que gobierna el mundo en sus estructuras comerciales, económicas… y de manera puntual en países como EEUU, es por esto que los movimientos antifa serán empujados cada vez más a esconderse, mostrarse moderados bajo amenaza de ser declarados comunistas y en este caso, terroristas.

La condena moral seguida de inmediato por una condena por decreto como terroristas, es una medida desesperada de Trump ante un desplome de toda su gestión, casi 110.000 muertos por la pandemia ante su descuido por considerarla una «gripecita», pero aunque sea señal desespero busca el efecto real de empujar a los grupos democráticos antifascistas a esconderse y manifestarse solo por redes.

Antifascismo en EEUU, Antifascismo en Europa

Hay un esfuerzo notable por parte de algunos grandes medios por tratar de mostrar al movimiento Antifa como innecesario e injustificado en EEUU, lo contrastan con la realidad histórica de la Europa con Mussolini, Hitler y Franco amenazando las libertades de los pueblos. La realidad hoy, con el asesinato del afroamericano George Floyd, uno de miles asesinados de manera similar, con impunidad, por la policía en EEUU, la indignación colectiva contra el sistema, contra el racismo, la discriminación y muerte de personas por considerarlos inferiores, todo ello se enmarca claramente en un sistema fascista. Entonces, sí hay una justificación para el antifascismo en EEUU.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *